Marcas

La japonesa Asahi compró la joya checa de SABMiller

Asahi se embarca en su compra más cara en el extranjero con la adquisición de los activos de Europa del Este de SABMiller por 7,300 millones de libras o 7,800 millones de dólares, con lo que transforma a la compañía japonesa en el cuarto mayor grupo cervecero del mundo.




Es el segundo negocio de cerveza que compra Asahi después de la adquisición que hizo Anheuser-Busch InBev por SABMiller en 79,000 millones de libras este año, que obligó al grupo cervecero de Bélgica a realizar ventas para satisfacer las preocupaciones de competencia en Europa.

La joya en la venta es Plzensky Prazdroj, la cervecera checa número uno y propietaria de la reconocida marca Pilsner Urquell. El acuerdo también incluye a Kompania Piwowarska de Polonia, productor de las cervezas Tyskie y Lech, y la cervecera más importante de Rumania, Ursus, al igual que Topvar de Eslovaquia y Dreher de Hungría.

pilsner-urquell

Akeel Sachak, jefe de consumo de Rothschild, y quien asesoró a Asahi en el acuerdo, dijo:

“La cerveza es fundamental en la identidad cultural de Asahi. El grupo siempre esperó que una consolidación mundial de cerveza pudiera ofrecer oportunidades, y cuando surgieron, no se las podían perder”.